¿Qué es la inteligencia financiera?

La orientación profesional es fundamental para que una persona logre triunfar en la vida. Aunque se diga que todo se consigue con el estudio la verdad es que la vocación y el talento influyen muchísimo en la realización de una persona. Por eso no todo el mundo puede dedicarse a las finanzas, pues se trata de un mundo muy duro para el que hay que nacer. Solo unos pocos pueden sacar el Master en dirección financiera EAE, ya que este es solo para profesionales de alto nivel con la suficiente inteligencia financiera.

Justamente esta inteligencia financiera es la vocación y el talento al que se refieren los expertos. No basta con comerse los libros, hay que tener cierto olfato para las finanzas, un olfato que no se enseña ni se aprende, simplemente se tiene. La inteligencia financiera es lo que distingue a un economista estrella de uno regular.

Esa inteligencia financiera es la que hace posible que algunos directores financieros hagan negocios muy arriesgados y salgan triunfadores. Porque para ellos no se trata de un riesgo sino de una certeza. Mientras otros ven la posibilidad de un fracaso estos superexpertos ven un jugoso negocio.

La inteligencia financiera es como un arte, no todos los consiguen, por eso hay que confiar en quienes la poseen, pues su instinto por lo general no los traiciona. Esto tampoco significa que sean infalibles. A fin de cuentas son humanos como cualquier otro, pero los negocios son su fuerte, de eso no hay dudas. Nada, que cuando se trata de finanzas hay que tener en cuenta varios parámetros para catalogar a un especialista. La inteligencia financiera es uno de ellos, pero no se puede negar que los estudios son fundamentales para cualquiera. Pero que nadie se deje engañar, con la inteligencia financiera no es suficiente. Por eso para contratar a alguien para el puesto de director financiero hay que tener en cuenta también el nivel de superación de ese especialista.

Para poder desempeñarse con destreza en un puesto de dirección financiera hay que estar muy a tono con las tendencias del momento. El especialista en finanzas debe tener la mayor preparación posible, y un master es fundamental en este sentido. Y es que un master brinda la posibilidad de relacionarse con expertos de todo el mundo y de acceder a la bibliografía más actualizada. Sin dudas es un área de experticia que requiere mucho estudio y mucho sacrificio.